Elimina el desorden en el baño

elimina el desorden en el baño

Qué relajante sería llegar a casa después de un día de esos súper ocupados que todos tenemos, con dolor de pies, con la espalda contracturada, con calor, luego de haber estado dos horas en la presa camino a casa, y entrar al baño, a ese santuario sagrado de nuestro hogar y darnos un baño ultra relajante, tibio, caliente o frío según el gusto de cada quien, y salir como nuevos. Rico, verdad?

 

elimina el desorden en el baño

Pero más rico sería si en primera instancia el baño estuviera limpio, si hubiera paños secos y dobladitos (no mojados y tirados en el piso), que hubiera jabón a mano, shampoo, las esponjas en su lugar, etc. Lastimosamente la realidad muchas veces no nos presenta un baño así de bonito. Lo bueno es que con muy poco esfuerzo podemos tener el baño de nuestros sueños. Mira estas ideas:

  • Dezhaste de todo lo innecesario. Bota las botellas de shampoo que ya ni tienen o nadie usa, las navajillas viejas, los pedacillos de jabón gastado que van quedando en la jabonera, medicinas vencidas, esos cosméticos que nunca usas, las botellas vacías de perfumes, en fin, todo eso que sólo te quita espacio y sanidad mental.
  • Los productos que queden y que realmente utilizas, colócalos en repisitas con ventosas dentro de la ducha, o fuera de ella dentro de canastas bonitas (Pequeño Mundo vende canastas hermosas y baratas).
  • Limpia los mostradores de todo aquello que no sea absolutamente necesario. Por ejemplo, guarda todos los artículos para el cuidado de las uñas (cortauñas, tijerita, limas, etc) dentro de algún recipiente bonito, y organiza las colas de tus hijas de una forma creativa. Guarda todo lo que puedas en las gavetas del mueble, o en canastas sobre repisas dentro del mismo baño, y deja sobre el mostrador únicamente aquello que definitivamente no puedas guardar, como los cepillos de dientes y el jabón para manos.
  • La mayoría de casas no tienen baños lo suficientemente grandes. Si este es tu caso, evita tener muchos artículos decorativos. Guárdalos para otras habitaciones donde haya más espacio. En el caso del baño, puedes decorar con un paño de manos lujoso, un recipiente para el jabón elegante (que no sea en el que viene el jabón), y talvez un recipiente con popurrí, una candela o una planta pequeña si entra suficiente luz.
  • No olvides colocar en el baño la muy necesaria canasta de ropa sucia. Si acostumbras tener una canasta de ropa sucia en cada habitación, la que tienes en el baño servirá para colocar los paños que deben lavarse (pero no los guardes húmedos, o tomarán mal olor y hasta se pueden enmohecer), y las pijamas o batas de baño sucias.

 

Comenta!